91 088 33 28

SOLICITAR CITA

LLAMARME

Ortodoncia invisible vs ortodoncia tradicional

Ortodoncia invisible vs ortodoncia tradicional

Ortodoncia invisible vs ortodoncia tradicional

Muchos pacientes que necesitan un tratamiento para alinear sus dientes o corregir maloclusiones nos preguntan qué tratamiento es mejor, la ortodoncia invisible o la ortodoncia tradicional con los brackets de siempre. Lo cierto es que ambos tratamientos son muy efectivos, aunque todo dependerá de cada caso y las condiciones particulares de cada persona.

En este post te explicaremos las principales diferencias entre ambos tratamientos de ortodoncia, con sus ventajas e inconvenientes, para que dispongas de toda la información a la hora de elegir un procedimiento u otro.

Tratamientos de ortodoncia

Muchas personas prácticamente no quieren ni oír hablar de los nuevos tratamientos de ortodoncia, como por ejemplo Invisalign, y confían más en la ortodoncia tradicional, pero es importante conocer bien sus diferencias y sus puntos fuertes y débiles para elegir el tratamiento que mejor se adecúa a las necesidades del paciente.

Lo cierto es que la innovación tecnológica ha avanzado mucho en el campo de la ortodoncia y los nuevos tratamientos proporcionan un mayor confort y bienestar a la persona durante el tratamiento. No olvidemos que estamos hablando de procesos de 16 a 24 meses y el paciente, dependiendo de su ocupación profesional, no siempre puede utilizar brackets metálicos y necesita otras alternativas.

Por tanto, estamos hablando de dos tratamientos que, aunque su finalidad es idéntica, emplean materiales diferentes y ofrecen una serie de ventajas e inconvenientes para el usuario. Vamos a verlos.

Ortodoncia invisible: ventajas e inconvenientes

Estas son los principales aspectos que el paciente debe tener en cuenta antes de elegir la ortodoncia tradicional o la invisible:

Comodidad

Claramente la ortodoncia invisible proporciona más comodidad al paciente durante los meses que dura el tratamiento, ya que los alineadores son de plástico, mientras que los brackets son de metal y hay más probabilidades de que los alambres rocen en alguna zona de la boca y provoquen heridas. Además, las férulas de Invisalign se pueden retirar para comer y cepillarse los dientes, algo que no se puede hacer con los brackets de siempre y la higiene diaria no es tan exhaustiva.

Estética

La ortodoncia invisible recibe este nombre porque sus férulas son transparentes y pasan desapercibidas a media y larga distancia. Tan solo se pueden ver en distancias cortas. Sin embargo, los brackets tradicionales son fácilmente perceptibles por su color metálico que contrastan con el blanco de los dientes. Hay personas que no le dan importancia al aspecto estético, pero otras que trabajan de cara al público prefieren los alineadores transparentes.

También hay que decir que los brackets tradicionales han evolucionado mucho en los últimos años a nivel tecnológico y en la actualidad se pueden elegir brackets más estéticos, como los de porcelana, los linguales y los de zafiro.

Por otro lado, las férulas de la ortodoncia invisible son ideales como protectores para deportes de contacto y para evitar rozaduras de los brackets clásicos  en la parte interna de las mejillas o en los labios. 

Ortodoncia invisible vs tradicional

Hay un aspecto a tener en cuenta y es que los dos tratamientos van a continuar aplicándose, ya que, aunque parece que la ortodoncia invisible tiene más ventajas que la tradicional, muchos pacientes eligen los brackets clásicos por muchas razones.

Por ejemplo, las personas que son alérgicas al metal no tienen más remedio que elegir la ortodoncia invisible para su tratamiento de alineación dental. Por otro lado, el factor económico también decanta a mucha gente a elegir la ortodoncia tradicional, ya que es más económica que la ortodoncia invisible.

Además, muchos ortodoncistas recomiendan la ortodoncia tradicional por prescripción quirúrgica o porque prevén una falta de colaboración del paciente, como por ejemplo jóvenes o adolescentes que podrían extraer las férulas Invisalign más tiempo del recomendado (deben llevarse entre 22 y 24 horas puestas).

Lo que sí es cierto es que, aunque los brackets tradicionales se han perfeccionado mucho para mejorar el confort del paciente, la ortodoncia invisible proporciona unos avances tecnológicos muy importantes, como la predicción del tratamiento. El paciente puede ver en 3D, gracias a un software especializado, cómo quedará su dentadura después del proceso, algo muy difícil de superar por el resto de tratamientos.

Ortodoncia invisible o brackets

Otro aspecto importante es que las férulas transparentes se fabrican a medida para el paciente, por lo que encajan perfectamente en su dentadura. El paciente deberá cambiarlas cada dos semanas según las indicaciones del especialista y las revisiones en la consulta son más espaciadas que en el caso de los brackets clásicos que debe ser mensual.

Sin embargo, una ventaja importante de la ortodoncia tradicional es que los brackets son permanentes y actúan sobre los dientes durante 24 horas, por lo que los tiempos del tratamiento pueden acortarse respecto a la ortodoncia invisible si el paciente no cumple con el número de horas recomendadas con los alineadores puestos. Además, siempre está la tentación de extraer las férulas cuando hay algún evento o reunión social, algo que con los brackets no puede ocurrir.

Te animamos a pedir cita en nuestra Clínica Baquero Dental si quieres alinear esos dientes que llevan torcidos tanto tiempo o si tienes un problema de maloclusión. Nuestros especialistas te examinarán y te ofrecerán las mejores soluciones para que puedas lucir una sonrisa perfecta. ¡Te esperamos!

Leave a Comment

Abrir chat
Hola
¿En qué podemos ayudarte?